Our performance, your advantage

Ganando dinero con nuestro blog

monetiza3

1. Introducción
2. Google Adsense
3.  Otras formas de generar ingresos con tu blog
4. Hacienda somos todos
5. El dinero NO lo es todo

Si quieres recibir mensualmente nuestros monográficos para ser un mejor blogger, ¡suscríbete! Es totalmente gratuito.


1 Introducción

¿Cómo van esos blogs? Esperamos que a estas alturas ya estén en pleno funcionamiento, llenos de contenido interesante, con un diseño atractivo y siempre al día.

Ahora os preguntaréis, ¿qué gano yo de todo esto? Pues si lo que queréis es sacar dinero, al principio lo tendréis difícil. Pero vamos a explicaros como obtener beneficios económicos de vuestro blog para el día que vuestro blog sea seguido por millones de personas. (O, quizás, algunas menos.)

Os enseñaremos como utilizar el servicio Google AdSense de manera apropiada, os mostraremos los servicios de transferencia electrónica más populares y os daremos unas pistas para que nunca tengáis problemas con Hacienda por estos pequeños beneficios extra duramente ganados.

No olvidéis que estamos disponibles en el email escueladebloggers@internetadvantage.com para responder vuestras dudas, escuchar vuestras preocupaciones o tomarnos un té contigo mientras hablamos de este mundillo.

2 Google AdSense

Existen distintas formas de ganar dinero con tu blog: puedes vender manualidades en el mismo, puedes decidir que la gente pague por leer tus contenidos, puedes optar por pedir donaciones confiando en la solidaridad de quienes te visiten o, lo más sencillo, puedes incluir publicidad en el mismo.

Hay múltiples plataformas que te permiten insertar publicidad en tu blog, sin embargo vamos a centrarnos en una de las más populares y sencillas: Google AdSense.

Google AdSense es el servicio de publicidad contextual de Google. Sería como la otra cara de la moneda de Google AdWords, dirigido a anunciantes. Para entendernos: un anunciante crea un anuncio en Google AdWords y paga a Google por ese anuncio, tú muestras esos anuncios en tu blog mediante Google AdSense y Google te paga una parte de lo que ha cobrado al anunciante.

Al ser contextual los anuncios que se muestran por lo general tienen relación con los contenidos de la página en la que se muestran. De esta manera se intenta que los anuncios sean más interesantes para los visitantes.

Google te pagará, principalmente, en relación a los clics válidos que hagan los visitantes en los anuncios que muestra AdSense. Es muy importante tener en cuenta esos “clics válidos” porque esto significa que, si tú haces clic en los anuncios de tu blog (aunque sea solo “por probar”), animas a tus amigos a hacer clic, o pones en tu contenido que se haga clic en los anuncios, esto podría hacer no solo que no ganaras dinero sino que acabaras fuera del programa AdSense de Google y no pudieras utilizarlo para dicha página.

2.1 ¿Cómo comienzo a utilizar AdSense?

En primer lugar es muy importante que tengas claro cuando NO puedes utilizar AdSense. El primer y principal criterio es que no podrás utilizar AdSense cuando tu blog contenga contenido “delicado”. Si quieres ganar dinero con este servicio olvídate de incluir pornografía en tu blog, de enlazar descargas del último disco de “Depeche Mode”, de explicar cómo ganar siempre en la ruleta, o incluir ese manual sobre cómo fabricar una bomba con la olla de tu abuela, un chicle y un clip.

Además deberías incluir en tu blog una página de “Política de privacidad” en la que informes a los usuarios de tu blog, sobretodo, que se almacenarán ‘cookies’. Un buen ejemplo es el “aviso legal” de “Weblogs SL” que se enlazan desde todos sus blogs (Xataka, por ejemplo). Lo importante es que anuncies el uso de cookies y que Google y sus empresas asociadas utilizan datos obtenidos a través de las visitas para ofrecer publicidad.

Por último, cuando insertes tus anuncios de AdSense has de tener cuidado de no camuflar los anuncios como si formaran parte del contenido del blog, no tapar los anuncios con otros elementos de la página (cuidado con elementos como menús desplegables), no indicar explícitamente que se haga clic en los anuncios o utilizar flechas apuntando a los anuncios… Vamos, que seas lo más honesto posible con la publicidad en tu blog: sin ocultarla, camuflarla o atraer excesivamente la atención en la misma.

Teniendo todo esto claro, podemos pasar a entrar en la página de Google AdSense, acceder con nuestra cuenta de Google y, una vez aceptados los términos, comenzar a utilizar este servicio.

2.2 Creando el primer bloque de anuncios

Lo primero sería que seleccionaras un lugar apropiado para tus anuncios siguiendo las directrices de Google que te hemos explicado. Escoge un sitio que esté visible pero que no sea demasiado intrusivo y que quede suficientemente separado del contenido principal de tu blog.

Normalmente la mayoría de bloggers optan por la barra lateral. Si utilizas WordPress una opción es crear en la barra lateral un nuevo ‘widget’ (dentro del menú Apariencia) que te permita insertar código HTML arbitrario.

El código HTML que debemos insertar en dicho ‘widget’ nos lo proporcionará AdSense. Una vez hemos entrado en nuestra cuenta hacemos clic en “Mis Anuncios” y en “Nuevo bloque de anuncios”.

Este formulario es bastante sencillo: asignamos un nombre, seleccionamos el tamaño de nuestro anuncio en base a donde queramos insertar el anuncio (por ejemplo, si lo vamos a poner en la barra lateral, lo normal es que seleccionemos un tamaño vertical con un alto superior al ancho), elegimos si queremos que sólo se muestre texto o también queremos que se muestren imágenes y otros elementos visuales y, por último, definimos los colores del anuncio (podemos personalizarnos o existir algunos de los temas predefinidos, lo normal es que elijamos unos colores que concuerden con la paleta de colores de nuestro blog).

Una vez seleccionados los parámetros hacemos clic en “Guardar y obtener el código” al momento aparecerá una ventanita con un código HTML (por lo general, este código debería empezar por <script type=”text/javascript”> ) ese es el código que debemos copiar e insertar tal cual en nuestro blog.
Asegúrate de que se vea correctamente entrando en el blog (en WordPress, si hemos utilizado un widget de tipo “Texto” para insertar HTML arbitrario no debería haber ningún problema). Algunos CMS’s incluyen opciones y plugins específicos para gestionar nuestros anuncios de AdSense pero, como puedes ver, crear un nuevo bloque de anuncios para nuestro blog no es nada complicado.

2.3 Manteniendo los anuncios de nuestro blog

Normalmente, una vez creado e insertado el bloque de anuncios, no tendremos que hacer mucho más. Puede suceder que no desees un anuncio determinado o anuncios de determinada categoría. Para ello, una vez hemos accedido a AdWords con nuestra cuenta, en la pestaña “Permitir y bloquear anuncios” podemos bloquear la URL de un anunciante concreto (nunca hacer clic en el anuncio de nuestro blog para descubrir dicha URL, sino introducir la URL que aparece en el anuncio) o, en las pestañas posteriores, seleccionar categorías o redes concretas que deseemos bloquear.

En “Informes de rendimiento” podemos ir viendo cómo funcionan estos anuncios y cuanto dinero vamos ganando. Recuerda que Google te pagará el mes siguiente a superar el límite de pago, fijado en 70€ o $100. Es decir, si en mayo alcanzamos 100€ acumulados en nuestra cuenta de Google, en abril Google nos hará el pago de dichos 100€. Es muy importante que antes de que esto suceda revisemos que nuestros datos son correctos en nuestra cuenta de Google AdSense (Página Principal -> Configuración de la cuenta). Podemos elegir que el pago se realice mediante un cheque a nuestra dirección postal, pero lo más recomendable, cómodo y seguro, es que seleccionemos como forma de pago una transferencia bancaria a la cuenta que indiquemos al establecer esta forma de pago.

3 Otras formas de generar ingresos con tu blog

Como hemos explicado, existen muchas otras formas de generar ingresos con tu blog. Por ejemplo, si te gusta acompañar los posts de tu blog con dibujos hechos por ti, puede que decidas vender láminas de esos dibujos.

Sea cual sea la fórmula que utilices para rentabilizar tu blog, la forma más sencilla y popular de gestionar los pagos que recibas a través de internet es utilizando plataformas como PayPal o Google Wallet.

Es recomendable crearse una cuenta en uno de estos servicios, sobretodo PayPal, por ser el más consolidado. Una vez creada una cuenta de PayPal podrá recibir pagos de cualquier usuario de este servicio dando simplemente la dirección de email asociada.

Además, bajo la pestaña de “Servicios para vendedores” podrás encontrar una forma sencilla de crear “pasarelas de pago” geniales de forma sencilla si decides montar dentro de tu blog una página en la que vender esas láminas con tus dibujos.

Por lo tanto, sea cual sea la forma de la que decidas sacar mayor rentabilidad a tu exitoso blog cargado de creatividad, te recomendamos que crees una cuenta en este servicio cuanto antes.

4 Hacienda somos todos

Si vives en España, en el momento en el que comiences a obtener ingresos gracias a tu blog estás obligado a declarar dichos ingresos. Si bien es cierto que, a efectos prácticos, para pequeñas cantidades inferiores a 3000€ anuales esto puede ser un engorro, lo cierto es que la ley establece que en el momento que percibamos ingresos de cualquier actividad económica se deben pagar impuestos y cotizar a la Seguridad Social; por lo que no hacerlo puede traernos problemas.

Por lo tanto, en el momento en que comiences a obtener beneficios de tu blog, debes registrarte como autónomo, para lo que deberás acudir tanto a tu delegación de Hacienda como a la Administración de la Tesorería General de la Seguridad Social, como bien se explica en este post de emprendedores.com.

En el momento de registrarte como autónomo es recomendable que también te registres como operador intracomunitario dado que, al percibir ingresos de AdSense, estos ingresos tendrás que facturarlos a una empresa con sede en Irlanda.

Una vez registrado como autónomo y como operador intracomunitario, deberás generar una factura por cada pago que recibas. En el caso de los pagos recibidos por parte de Google gracias a AdSense esta factura no deberá incluir IVA por tratarse de una empresa con sede en otro país de la Unión Europea (en este caso, Irlanda).

Aun así la factura deberá incluir un concepto (por ejemplo “servicios publicitarios en Internet”), la cantidad percibida, la fecha correspondiente, nuestros datos y los datos de la entidad a la que estamos facturando (incluyendo en los datos NIF y/o número de IVA para operadores intracomunitarios). En el caso de España las facturas por los ingresos percibidos a través de AdSense deberán facturarse a la entidad “Google Ireland” con número de IVA IE6388047V y con la siguiente dirección: Google Ireland, Gordon House, Barrow Street, Dublin 4, Irlanda.

Si percibes ingresos de cualquier otra actividad desde alguien con dirección en España o un país ajeno a la Unión Europea, deberás incluir el 21% de IVA correspondiente en la factura.

Es recomendable que imprimas todas estas facturas y conserves copias tanto electrónicas como impresas de las mismas.
Trimestralmente deberás declarar a Hacienda todos los ingresos que percibas a través de tu blog y, anualmente, deberás realizar la declaración de la renta (IRPF) incluyendo todos estos ingresos.

En la declaración de la renta sería recomendable que incluyeras todos los gastos derivados de toda esta actividad (pago de hosting, pago de dominios, etc…), para desgravar todos estos gastos de los que deberás tener la factura correspondiente.

Como puedes ver, en España las obligaciones fiscales pueden tornarse algo complicadas por lo que si tu blog genera muy pocos ingresos puede ser que te replantees si estos ingresos compensan o si prefieres no monetizar tu blog hasta que este crezca más.

5 El dinero NO lo es todo

Tenemos una mala noticia: es imposible muy difícil hacerse rico con un blog. Es más, es muy difícil vivir exclusivamente de un blog. Sin embargo escribir un blog tiene muchas otras ventajas.

Escribir un blog puede servirte para aprender, para conocer gente, para demostrar tus conocimientos, o para darte a conocer. Pero, sobre todo, escribir un blog puede servirte para disfrutar escribiendo sobre aquellos temas que te gustan.

No queremos desanimarte, como puedes ver, monetizar tu blog puede ser muy fácil. Pero, ¿realmente quieres hacerlo? No solo adquirirás nuevas obligaciones fiscales sino que, además, tendrás que dedicar espacio de tu blog a la publicidad y quizás no quieras hacerlo todavía. Piensa si prefieres que antes tu blog crezca más, o quieres obtener otro rédito distinto del económico.

En cualquier caso, puedes hacer algunas pruebas con AdSense y ver qué tal funciona y si merece la pena; si todavía no la tienes, crea una cuenta de PayPal u otros servicios similares ya que seguramente te sea muy útil en tu vida ‘blogger’ y, en cualquier caso, no olvides nunca cumplir con tus obligaciones fiscales en cuanto obtengas un beneficio económico.

Te deseamos mucha suerte y, si tienes cualquier duda con este o cualquier otro tema relacionado con tu blog, estaremos encantados de ayudarte en la dirección de email escueladebloggers@internetadvantage.com donde también podrás proponernos un tema para la próxima entrega. Además estaremos encantados de conocer tu blog, así que no te olvides de pasarnos el enlace.

Nos vemos en la próxima entrega, la cual esperemos que leáis desde vuestro nuevo yate.

Potencia tus resultados online: Contáctanos

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información de nuestra política de cookies, aqui.