Our performance, your advantage

Vierdades de oficina: Objetos robados

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

De Internet Advantage en

Doy por hecho que todos sois buenos y que no hay nadie que de manera deliberada robe material de oficina a los compañeros, pero es algo que ocurre diariamente y por lo tanto, debe estar contemplado en una de nuestras vierdades.

Hoy vamos a ver diferentes situaciones y qué objeto desaparece en cada una de ellas.

vierdad-objetos-robados-internet-advantage

  1.  Un compañero viene a tu mesa a hablar de un proyecto, a mirar juntos un informe o a consultar una duda: el 80% de las veces algo va a desaperecer de tu mesa. Generalmente suele ser un boli o un rotulador. Cogerá algo para apuntar y sin querer se lo llevará como souvenir cuando vuelva a su mesa.
  2. Repasar unas cuentas: En este caso, lo que peligra es la calculadora. Es muy habitual que la otra persona se la lleve a su sitio en modo contable estresado y ese aparato nunca regrese.
  3. Trabajos de plástica: En las oficinas también se juega con pinturas y tijeras, al menos yo lo hago, no jugar, pero sí alegrarme la vida con colores. Alguién te pedirá tus materiales para una cosilla puntual, y amigo… Ya los viste. ¿Tú tenías unas tijeras, no? Esa suele ser la pregunta más típica antes de que éstas desaparezcan para siempre.
  4. Tu compañero no tiene dónde escribir: En esta situación, si tú tienes tu taco de post its y tu compañero no, acabará pidiendo uno, luego otro, luego acercando el taco cada vez más a su ordenador y así. Poco a poco ese taco de post it dejará de ser tuyo y se convertirá en suyo. Otra manera en la que son robados los post it es con el típico truco de: me llevo el taco, ahora te lo traigo. Spoiler alert, nunca lo trae.
  5. Te piden un clip porque tú tienes muchos: Los clips son esa cosa que tienes en la mesa a puñaos y de la noche a la mañana no sabes qué ha pasado con ellos. Directamente han desaparecido. Ya sea porque los compañeros te van pidiendo, o porque los van cogiendo sin más, el caso es que cuando los necesitas no los tienes.

Seguro que has vivido alguna de estas situaciones en tu oficina y sabes de lo que hablo, o mejor, seguro que has sido también el compañero que roba al resto. Es inevitable, nos pasa a todos y tenemos que vivir con ello.

Ir arriba

Ir arriba

Reacties zijn niet mogelijk op dit artikel.

Ir arriba

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información de nuestra política de cookies, aqui.