Our performance, your advantage

La dictadura del PageRank

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/5 (0 votes cast)

De en

Hoy es el día de Google +, la nueva red social con la que Google pretende hacer frente a Facebook. A la espera de ver la repercusión del enésimo intento de Google por hacerse social (y que tiene buena pinta, con unos circles para dominar el mundo), vamos a hablar hoy del Page Rank, uno de los primeros estándars de calidad que estableció Google.

Si consultas cualquier manual de SEO, digamos… de 2010, podrás leer sobre la importancia del Page Rank, tanto propio como de los enlaces que conseguimos. Si hojeas algún libro realmente antiguo, digamos de 2007, podrás ver como el Page Rank se sitúa como uno de los elementos clave para conseguir un buen posicionamiento en buscadores.

Taaaaan 2007

Según los anales de la historia de Internet, el algoritmo del Page Rank  está patentado por los fundadores de Google, Larry Page y Sergey Brin, cuando aún eran alumnos de doctorado en la Universidad de Stanford. Ya más en el lado de la leyenda encontramos el dato de que el Page Rank se llama así precisamente en honor a (Larry) Page, no por el hecho de que valore las páginas webs.

Aquella barrita verde en la barra de herramientas de Google era como el Santo Grial, esperábamos verla crecer gracias a nuestros esfuerzos.  Un día, por sorpresa, cada 3 meses aproximadamente, alguien en Mountain View actualizaba los números. Había rumores una semana antes y ese día, algunos dormían mal. Era algo así como las notas del cole. ¿Lo habré hecho bien? ¿Me castigará Google por mi última travesura? Una vez tardaron 122 días y … los webmaster casi sucumben ante la ansiedad.

Parece que a día de hoy, esto ha acabado.  Ayer mismo tocó actualización de Page Rank y, probablemente por primera vez, no corrieron demasiados ríos de tinta.  Las actualizaciones son cada vez menos frecuentes y (casi) nadie parece preocuparse.  Como tantos otros rankings, sirven como una referencia, sobre todo si los datos te van bien. “El PR no importa pero… mejor si sigue creciendo, ¿no?”

Sin embargo, el pagerank todavía sigue siendo un atributo clave que mostrar cuando intentas vender una web o incluso intercambiar enlaces,  el page rank parece que continua siendo moneda de cambio. Esto es una pesadilla para los nuevos proyectos con buenos conceptos, que tratan de abrirse camino entre competidores que, a falta de calidad de contenidos, tienen un page rank 4 como carta de presentación.  Si tienes un pagerank inferior a 3, no te admitirán en muchas redes de publicidad.

Matt Cutts, el portavoz de Google de cara a los SEOs, ha comentado en varias ocasiones que el PageRank no es algo visto como importante entre los empleados de Google, pero estos mismos empleados han confirmado que existen dos datos de pagerank en su sistema: el PR interno, que es el que ellos tienen en sus bases de datos y el externo, que es el que se muestra en la barrita verde.

El PageRank es un 50% carente de significado, 25% engañoso, 20% inútil y un 5%  merecedor de seguimiento. Tiene simplemente algo más de impacto que el Google +1. (Conversation Marketing)

Aunque el PageRank cuente, es sólo uno de los más de 90 factores (y creciendo) que Google tiene en cuenta a la hora de decidir el posicionamiento de una web.  No parece inteligente gastar demasiados esfuerzos intentando incrementarlo y, definitivamente, no puede ser un pilar clave de tu estrategia.

 

 

 

Ir arriba

Ir arriba

Reacties zijn niet mogelijk op dit artikel.

Ir arriba

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información de nuestra política de cookies, aqui.